Los topiarios existen en diferentes tamaños y formatos. 
Quedan bonitos en el jardín o en macetas en el patio. 
Lo importante es mantener la forma de la planta podando siempre con el cuidado necesario.