Estilo Fiona
 

Cerveza y Cultura

Si el próximo brindis viene acompañado por una cerveza belga, además de una celebración, será un evento cultural. El miércoles 30 de diciembre de 2016, la UNESCO incluyó la cerveza belga en la lista de Patrimonio Inmaterial de la Humanidad. 
En Bélgica existen casi 1500 variedades de cervezas y la mayor variedad de cervezas artesanales y locales del mundo.
Además de las tradicionales como ale (fermentación alta), pilsner (fermentación baja), y las cervezas de fermentación mixta, se encuentra la cerveza lambic de fermentación espontánea y única en Europa,  reconocida por la Unión Europea como una especialidad tradicional y singular en la región.
Con esta gran variedad, hay cervezas para todos los gustos pero muchas damas prefieren las deliciosas frutales (cereza, durazno, frambuesa, etc.) por ser más suaves.
Esta bebida no  sólo es empleada como tal sino que también se utiliza en la preparación de exquisitos platos y hasta quesos.
Para conocer más sobre el mundo de la cerveza y deleitarse con un trago, se pueden visitar cafés, museos y fábricas, a lo largo y a lo ancho de todo el país.  Por otra parte es posible visitar ciertas abadías que además de producirlas, elaboran quesos y panes. En este último caso si bien no hay acceso directo  al área de fabricación, hay zonas abiertas al público y  restaurantes locales o en el predio mismo donde se pueden degustar todos los productos como es el caso de Maredsous.